Solución jurídica para autónomos en situación de insolvencia

Como autónomo conoce las dificultades económicas que puede hacer frente este tipo de empresarios. En situaciones como la actual, puede suceder que algunos autónomos o personas físicas no puedan hacer frente a las deudas contraídas y sufran situaciones de insolvencia actual o inminente. Este hecho en la actualidad, ante la crisis económica provocada por el Covid-19, ha aumentado y afectado a un mayor número de trabajadores por cuenta propia.

Cuando un autónomo o persona física se encuentra ante esta situación de insolvencia económica, cuenta con diversas vías para solventarla. Una forma de asegurar la continuidad del negocio es renegociando la deuda mediante la acción del concurso de acreedores y la mediación de un abogado. Para poder lograr el objetivo de salvación del negocio del autónomo es importante iniciar lo antes posible el concurso de acreedores para personas físicas.

Además, par lograr este objetivo, es importante que la solicitud de inicio del concurso de acreedores para personas físicas sea realizada por el autónomo. Consiguiendo de esta manera que el juez declare el concurso como un concurso de acreedores voluntario.

Ventajas del concurso de acreedores voluntario ante situaciones de insolvencia

Iniciar un concurso de acreedores voluntario tiene una serie de ventajas respecto al concurso de acreedores necesario, iniciado por los acreedores. Ventajas como las siguientes:

  • El autónomo evitará que la calificación del concurso pueda ser culpable.
  • Los acreedores no puedan iniciar nuevas demandas.
  • Al iniciar el concurso de acreedores voluntario quedarán paralizados el devengo existente de las deudas contraídas.
  • El autónomo podrá continuar con su actividad empresarial, pudiendo salvar su empresa.
  • Contará con la ayuda y supervisión del administrador concursal para hacer viable la empresa.
  • Los posibles desahucios quedan paralizados.
  • Posibilidad de llegar a un acuerdo para la disminución de la deuda y su reestructuración.

Una de las principales diferencias con el concurso de acreedores necesario es que en el concurso de acreedores voluntario el autónomo continuará con sus funciones como administrador de la empresa. Poderes que quedan suspendidos en el caso del concurso necesario.

Como abogados para autónomos y personas físicas conocemos las ventajas del concurso de acreedores voluntario respecto al necesario en caso de insolvencia actual o inminente. Si su autónomo se encuentra en situación de insolvencia, no dude en contactarnos, le ofrecemos la asesoría y defensa jurídica y legal necesaria para lograr continuar con su actividad.

 

Diseño web desarrollado por PosicionandoT.